Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Charlypol escriba una noticia?

Cuatro paredes

3
- +
25/06/2020 19:24 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Encierro, esa palabra que parece rebotar por las paredes. Sentirse como un mueble, inmóvil, impotente. Esperando encontrar una ventana, un rayo de sol o una brisa que refresque los ánimos

Un reloj colgado en la pared, cuyos segundos se toman su tiempo lentamente, sin apuro, saboreando el detalle de volver a pasar por los mismos números una y otra vez hasta perder la noción de saber cual es realmente la hora. Los días ya no cuentan y el almanaque perdió las hojas como una premonición del destino que nos robó la vida aún con los latidos del corazón en vivo.

Las paredes inmóviles permanecen inmutables, las mismas que hasta hace poco tiempo nos cobijaban, hoy nos sirven de encierro. Y que distintas se ven mirándolas insistentemente desde el lado de adentro. Sin patios, ni pájaros que alboroten las veladas tristes que se acurrucan en las esquinas.

Las noches transcurren como violines que entonan la misma canción y se repiten las pantallas de desastres como un interminable himno a la desgracia. Los bombardeos de falacias nos ponen aún más contra la pared del encierro. Y parecieran decirte: -Ahí vienen a buscarte.

Más sobre

Como una condena a pena de muerte inyectable cuya culpa es haber vivido más de la cuenta golpeando las economías del sistema previsional. La excusa perfecta de pandemia cuya finalidad es hacer limpieza rastrillando la humanidad de débiles y enfermos. Una especie de Gestapo de guardapolvos de blanca pureza, que asesinan amorosamente y que si no mueres en esta te aseguran no escapar de la siguiente.

La psicología es la otra "ayuda", la de volverse loco apaciguadamente,  casi como una bella y normal locura. Mientras le pasan por televisión los muertos que hubo en Italia, y los cementerios improvisados de Brasil. Y les dicen: -Bueno, agradezcan que están vivos, locos pero vivos. Se terminaron los viajes por el mundo de placer, y los costosos cruceros a costas de las cuentas que avalan jubilaciones de privilegio. Ahora es más barato una vieja cama en algún nosocomio esperando la próxima pandemia.

Y otra vez las cuatro paredes como un símbolo de vida, y la vieja elección: ¿Muerte o encierro?

-Encierro.

Agachando lentamente la cabeza, y caminar junto al sillón frente al televisor de las pandemias.

Carlos Polleé

 

 

 

 


Sobre esta noticia

Autor:
Charlypol (765 noticias)
Visitas:
27
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.