Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Emiro Vera Suárez escriba una noticia?

Hillary, tras el Littio boliviano y el oro en el Orinoco

16
- +
12/11/2019 20:06 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Los Clinton jugaron golf en el campo de Donald Trump y a pesar de ser contrincantes políticos, los une una gran amistad

idero

*Necesitamos escuchar a María Corina Machado en la palestra pública.

Los neoconservadores republicanos afinan su estrategia sobre Venezuela apuntalando hacia el sistema financiero porque cuentan con las consejerías de muchos ciudadanos que laboran en estructuras económicas y la banca nacional y esto, constituye un trabajo muy bien diseñado por Donald Trump, los sectarios judíos ortodoxos y una buena parte de la Iglesia Pentecostal Internacional que, desea activarse de nuevo mediante sus aviones de Alas del Socorro en la Amazonia bajo la imagen de la Misión Rio Orinoco.

Es una verdadera maquinaria religiosa, militar y ciudadana que viene trabajando en Latinoamérica para rediseñar el mundo desde este ángulo territorial y constituye un programa bastante agresivo que arropa a todos los protestantes del Estado Bolivariano de Venezuela.

A los chovinistas religiosos no les importan quemar una bandera estadounidense y cometer un crimen federal, lo importante es sacar de raíz al comunismo de Latinoamérica y ya lo hicieron en Bolivia en años anteriores, cuando lograron silenciar al médico Ernesto Guevara De la Serna, mejor conocido como el Che. Ahora, con Evo Morales Ayma, un presidente netamente indígena.

El golpe militar contra Evo, tuvo toda una cobertura diplomática, al igual que en su inicio en Honduras con Manuel Zelaya, convirtiéndose Honduras en la Capital de Centroamérica con más asesinatos del mundo y desproporciones económicas y constituye un globo de ensayo para la industria farmacéutica Latinoamericana.

Respecto a Honduras, su primera importante tarea como secretaria de Estado, HC, fue proporcionar cobertura diplomática para el golpe militar de derechas que derrocó al presidente Manuel Zelaya. Desde entonces Honduras se ha convertido en una encrucijada. En cuanto a Libia, Hillary Clinton persuadió al presidente Obama para derrocar el régimen de Gaddafi utilizando la doctrina de “responsabilidad para proteger” (R2P) como pretexto, basándose en falsas informaciones. Bloqueó activamente los esfuerzos de gobiernos latinoamericanos y africanos para mediar, e incluso previno los esfuerzos de la inteligencia militar estadounidense para negociar un compromiso que permitiese a Gaddafi ceder el poder pacíficamente. Los resultados ya son conocidos. Continuó esa misma línea agresiva con Siria, presionando al presidente Obama para que incrementase el apoyo a los rebeldes anti-Assad e incluso para imponer una “zona de exclusión aérea” basada en el modelo libio, arriesgándose a una guerra con Rusia. Si se examina atentamente, su “experiencia” más que cualificarla para el puesto de presidente, la descalifica.

Nos encontramos en tiempos militares, en pivote, los estadounidenses en particular naval, vienen desplazando su flota desde Europa y Oriente Medio hacia el Pacifico Occidental. Porque buscan detener a China considerada una amenaza militar por su potente poder económico

. El “pivote” implica la creación de alianzas antichinas entre otros Estados de la región, lo que con toda probabilidad incrementará las tensiones, y rodeando a China con una política militar agresiva se la empuja efectivamente a una carrera armamentística. Hillary Clinton apuesta por esta política y si llegase a la presidencia en 2020, la intensificaría. El “pivote” implica la creación de alianzas antichinas entre otros Estados de la región, lo que con toda probabilidad incrementará las tensiones, y rodeando a China con una política militar agresiva se la empuja efectivamente a una carrera armamentística. Hillary Clinton apuesta por esta política y si llegase a la presidencia en 2020, la intensificaría.

Uno de los contrincantes de Trump es Ted Cruz, un fanático evangélico al igual que Camacho en Bolivia de extrema derecha que, sería tan malo o de malas espinas como los esposos Clinton, o quizás peor. Comparte la misma creencia semirreligiosa de Clinton en el rol “excepcional” de Estados Unidos para modelar el mundo a su imagen. Por otra parte, Bernie Sanders se opuso a la guerra de Iraq. No ha hablado demasiado de política internacional, pero su carácter razonable sugiere que sería más juicioso que cualquiera de los demás. Trump busca evitar una confrontación abierta con Vladimir Putin, quien representa a Rusia ya que han acordado el intercambio de un pensamiento económico afín y las industrias vinícolas asentadas en EE. UU de su hija son atendidas por técnicos del agro ruso, quienes viajan con un visado diplomático temporal durante el tiempo de cosecha y maduración de las uvas.

Hay dos cosas que decir sobre la famosa experiencia de Hillary Clinton. La primera es observar que su experiencia no es el motivo de su candidatura, sino, más bien, la candidatura es el motivo de su experiencia. En otras palabras, Hillary no es candidata debido a que su maravillosa experiencia haya inspirado a la gente a escogerla como aspirante a la presidencia. Es más correcto decir que ha acumulado ese currículo justamente para cualificarse como presidente. He venido leyendo su historial de vida y de verdad he aprendido de sus actividades jurídicas y he leído, a su vez, los libros de Donald Trump con un chino, de verdad, es una máquina de producir dólares y adquirir bienes raíces-

En enero de 1993, pocos días después de asumir la presidencia, Bill Clinton mostró su intención de promocionar la carrera política de su esposa nombrándola presidenta de una comisión especial para la reforma del sistema nacional de sanidad. El objetivo era llevar a cabo un plan de cobertura sanitaria basado en lo que se denominó “competitividad gestionada” entre compañías privadas. El director de esa comisión, Ira Magaziner, un asesor muy próximo a Clinton, fue quien diseñó el plan. El papel de Hillary era vender políticamente el plan, especialmente al Congreso. Y en eso fracasó por completo. El “plan Clinton”, de unas 1.342 páginas, fue considerado demasiado complicado de entender y a mediados de 1994 perdió prácticamente todo el apoyo político. Finalmente se extinguió en el Congreso.

Respondiendo a la pregunta, el plan básicamente no era suyo, sino de Ira Magaziner. Como había de depender de las aseguradoras privadas, orientadas al beneficio, como ocurre con el Obama Care, ciertamente no era un avance, como sí que lo es el sistema universal que defiende Bernie Sanders.

Cuando los Clinton abandonaron la Casa Blanca en enero de 2001, Hillary Clinton lamentó estar “no sólo sin plata, sino en deuda”. Eso cambió muy pronto. Hablando figuradamente, los Clinton se trasladaron de la Casa Blanca a Wall Street, de la presidencia al mundo de las finanzas. Los banqueros de Wall Street compraron una segunda mansión para los Clinton en el Estado de Nueva York (que se sumó a la que tienen en Washington DC) prestándoles primero el dinero y luego pagándoles millones de dólares por ofrecer conferencias.

Sus amistades en el sector bancario les permitieron crear una fundación familiar ahora valorada en cuatro mil millones de dólares. Los fondos de sus campañas proceden de fondos de inversión amigos que colaboran de buen grado. Su hija, Chelsea, trabajó para un fondo de inversión antes de casarse con Marc Mezvinsky, quien creó su propio fondo de inversión después de trabajar para Goldman Sachs.

En pocas palabras, los Clinton se sumergieron por completo en el mundo de las finanzas, que se convirtió en parte de su familia. En un principio asesorados por Donald Trump, ya que eran amigos y Bill jugaba golf en los campos de Trump. Es difícil imaginar que Hillary se mostrase tan desagradecida como para llevar a cabo políticas contrarias a los intereses de su familia adoptiva, los Trump. Hicieron dinero gracias al catire de la Casa Blanca.

Littio de Bolivia es la verdadera simbología en la salida de Evo en Bolivia y la hoja de coca para el Medio Oriente

Vieron a Venezuela y Bolivia, pero, Fidel ya por su edad no se dio cuenta de los programas estadounidenses para Sudamérica, pero, lo sabía. Perdió mucho tiempo ante las fallas de José Santos en Colombia y las FARC, cuyos diálogos en La Habana se volvió pura papelería.

Los evangélicos están bien posesionados en América Central y Latinoamérica, (Hispania) y cuentan con muchos dólares a través de sus obras misioneras. Lo expreso porque soy evangélico y en una oportunidad me negué a ir a La India con un pastor carabobeño de la población de Tocuyito para coordinar su campaña de tres meses para predicar y obtener dólares para su trabajo evangelístico y aprovechar que los alcaldes del chavismo le estaban dando terrenos para construir Iglesias Misioneras y convertirlas en tierras diplomáticas adscritas al Reino Unido. Esta historia evangélica epopéyica la tomó el indio Morales Ayma, a sabiendas del mensaje a futuro que se viene dando, los indígenas y los afrodescendientes no pueden ascender de clase social y mejorar su condición de vida porque la verdadera izquierda esta en poder de la oligarquía y nosotros somos sus siervos, donde la familia Trump y los Clinton predican bajo una Biblia en sus manos que los verdaderos dueños de las tierras de América son los blancos y, por lo tanto, estamos bajo una concepción de esclavos y servidumbre.

 Una razón fundamental para que se diese la alianza de Wall Street con los Clinton es que los autoproclamados “nuevos demócratas” encabezados por Bill Clinton lograron cambiar la ideología del Partido Demócrata de la igualdad social a la igualdad de oportunidades.

En vez de luchar por las políticas tradicionales del New Deal que tenían como objetivo incrementar los estándares de vida de la mayoría, los Clinton luchan por los derechos de las mujeres y las minorías a “tener éxito” individualmente, a “romper techos de cristal”, avanzar en sus carreras y enriquecerse. Esta “política de la identidad” quebró la solidaridad de la clase trabajadora haciendo que la gente se centrase en la identidad étnica, racial o sexual. Es una forma de política del “divide y vencerás”.

Hillary Clinton busca persuadir a las mujeres de que su ambición es la de todas ellas, y que votándola están votando por ellas mismas y su éxito futuro. Este argumento parece funcionar mejor entre las mujeres de su generación, que se identificaron con Hillary y simpatizaron con el apoyo leal a su marido, a pesar de sus flirteos. Sin embargo, la mayoría de las jóvenes estadounidenses no se han dejado llevar por este argumento y buscan motivos más sólidos a la hora de votar. Las mujeres deberían trabajar juntas por las causas de las mujeres, como el mismo salario por el mismo trabajo, o la disponibilidad de centros infantiles para las mujeres trabajadoras. Pero Hillary es una persona, no una causa.

No hay ninguna prueba de que las mujeres en general se hayan beneficiado en el pasado de tener a una reina o una presidenta. Es más, aunque la elección de Barack Obama hizo felices a los afroamericanos por motivos simbólicos, la situación de la población afroamericana ha ido empeorando.

Mujeres jóvenes, como Tulsi Gabbard o Rosario Dawson, consideran que poner fin a un régimen de guerras y cambios de régimen y proporcionar a todo el mundo una buena educación y sanidad son criterios mucho más significativos a la hora de escoger un candidato.

María Corina Macchado, es otro ejemplo de mujer luchadora y clara en sus mensajes a los colectivos de nuestra sociedad.

Está cambiando. Hillary Clinton ganó el voto negro en las primarias demócratas en los Estados del sur profundo. Fue a comienzos de la campaña, antes de que Bernie fuese conocido. En el sur profundo, muchos afroamericanos estaban desencantados porque muchos de ellos estaban en prisión o habían estado en prisión, y la mayoría de votantes son mujeres mayores que asisten regularmente a la iglesia, donde escuchan a los predicadores pro-Clinton, no lo que se dice en Internet.

En el norte las cosas son diferentes, y el mensaje de Sanders está consiguiendo extenderse. Lo apoyan la mayor parte de intelectuales afroamericanos y de afroamericanos del mundo del entretenimiento.

Ésta es la segunda elección presidencial donde Internet juega un papel clave. Especialmente la gente joven, que no confía en los medios de comunicación establecidos. Es suficiente leer los comentarios de los lectores estadounidenses en Internet para darse cuenta de que Hillary Clinton está considerada ampliamente como una mentirosa, una hipócrita, una belicista y un instrumento de Wall Street.

El Fondo Monetario Internacional, FMI, fallo en Ecuador y Argentina y busca ahora posesionarse en Bolivia.

A diferencia de Obama, quien prometió un “cambio” vago, Bernie Sanders es muy concreto a la hora de hablar de los cambios que se tienen que hacer en política doméstica. E insiste en que él solo no puede hacerlo. Su insistencia en que se precisa una revolución política para conseguir sus metas está realmente inspirando el movimiento de masas que necesitaría. Es lo suficientemente experimentado y tozudo como para evitar que el partido le secuestre, como ocurrió con Obama.

En cuanto a la política exterior, Sanders se opuso firmemente y de manera razonada a la guerra de 2003 en Irak, pero como la mayor parte de la izquierda, se dejó llevar por los argumentos en favor de las “guerras humanitarias”, como la desastrosa destrucción de Libia.

La meta central hoy, es sacar el comunismo de raíz en el Sur, EE.UU refleja un solo programa en este sentido..

* Escrito por Emiro Vera Suárez, Orientador Escolar y Filósofo. Especialista en Semántica del Lenguaje jurídico. Escritor. Miembro activo de la Asociación de Escritores del Estado Carabobo. AESCA. Trabajo en los diarios Espectador, Tribuna Popular de Puerto Cabello, y La Calle como coordinador de cultura. ex columnista del Aragüeño

 

 

 


Sobre esta noticia

Autor:
Emiro Vera Suárez (1213 noticias)
Visitas:
35
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.