Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que 20minutos.es escriba una noticia?

José Bono: "Me considero moderado. La moderación es aliada de la inteligencia"

0
- +
30/12/2019 02:05 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

José Bono empezó en 1992 a tomar notas y dos décadas después había acumulado 17.000 folios con anécdotas, conversaciones y pensamientos sobre lo que pasaba a su alrededor. Con este material escribió los libros Les voy a contar , Diario de un ministro y, ahora, Se levanta la sesión (Planeta), que discurre mientras fue presidente del Congreso (2008-2011). Se lo dedica a Rubalcaba, del que dice que lloró cuando se aprobó la reforma del 135 de la Constitución.¿Quién manda más en España, los políticos, los poderes económicos o la televisión? Es evidente que en una sociedad moderna las fuentes del poder están diversificadas. Si en la época medieval mandaba el rey, en la actual no se puede personalizar el poder, ni siquiera simplificarlo. Tienen poder los banqueros, los políticos y los medios de comunicación; y quién tiene más o menos depende de las circunstancias y las materias. Pero, desde luego, lo que dijo Iglesias de que un banquero manda más que un diputado tiene algo de verdad.Se quedó, por así decirlo, a las puertas de la Moncloa al perder con Zapatero en el 35º congreso del PSOE. ¿Por qué le habría gustado ser recordado de haber sido presidente? Por lo mismo por lo que Zapatero debe ser recordado: por acabar con ETA. Y, en segundo lugar, me habría gustado haber resuelto el problema de Cataluña sin que se hubiera incrementado el número de separatistas, como ha ocurrido en los últimos 20 años. Hemos pasado de un 10% a más de un 40%.¿Cree que todos los males de Cataluña vienen del recurso del PP al Estatut en 2006? No. No se puede simplificar ningún problema complejo. La problemática secesionista de Cataluña tiene diversos orígenes: uno puede ser el recurso, otro es el propio Estatuto. Yo dimití como ministro de Defensa porque estaba en contra del estatuto de autonomía en la medida en la que creía que era poco menos que la constitución en ciernes de un Estado catalán y que en la intención de quienes lo redactaron, muy probablemente, estaba dar el paso siguiente al que dejaron por escrito. Formalmente era un estatuto de autonomía, pero vocacionalmente era una apuesta también por la secesión.Cuando era presidente del Congreso, a su despacho le llamaban "el confesionario". La gente iba a contarle cosas. ¿Cómo se consigue eso? El presidente del Congreso debe tener claro que su puesto es de término y no de ascenso. Eso te lleva a fomentar las relaciones humanas con los diputados -y, por supuesto, no solo con los de tu grupo- y la amistad entre los distintos parlamentarios. Yo lo hice. Quizá mi carácter comunicativo y cercano también ayudó a que muchos pasaran por el despacho, que es una manera de decir que acabáramos siendo amigos cuando no lo éramos. Erkoreka me llamó "cabestro" el primer día y acabamos siendo buenos amigos.Es cristiano y de izquierdas y se reunió muchas veces con altos cargos de la Iglesia. ¿Sus opiniones sobre el matrimonio igualitario o el aborto le han traído problemas? Me han traído más problemas mis convicciones socialistas en la Iglesia que mi fe cristiana en el Partido Socialista. En conjunto puedo decir que mi partido ha sido tradicionalmente más permisivo o más comprensivo con los sentimientos religiosos de sus afiliados que la Iglesia con las ideas políticas de la gente de izquierdas. Hay excepciones, el cardenal Osoro singularmente, o el cardenal Tarancón, pero frente a ellos estaba el cardenal Rouco, que era un hombre integrista al que le gustaba el Partido Popular.Cambió de opinión sobre la denominación de las uniones entre dos personas del mismo sexo. Reconoce que se equivocó al defender que no deberían llamarse "matrimonio". No me opuse. Era una consideración interna que pronto modifiqué. Me parece extremadamente acertado y positivo lo que hicimos. En el Consejo de Ministros estuve a favor aun cuando hice esa manifestación a la que te refieres.Pertenece a la "vieja guardia" del PSOE y le ha votado gente de la derecha. Es de suponer que no le habrán llamado "rojo" muchas veces. Siempre me he considerado moderado y he querido serlo. Creo que la moderación es una aliada de la inteligencia, porque los intransigentes no son inteligentes. Lo que ocurre es que también me he considerado radical, en el sentido de ir a la raíz de los problemas. Un moderado como yo pudo aprobar en Castilla-La Mancha la primera ley de violencia de género en 2001, por cierto, con grave incomprensión de los que hoy desearían apuntarse como impulsores. Hicimos la primera ley cremallera, junto con Baleares, para las listas electorales y fuimos la primera región de Europa en publicar los bienes de los diputados. Muchas personas de derechas nos dieron su apoyo porque creyeron que defendíamos a la región mejor que el PP.¿Guarda rencor a María Dolores de Cospedal, supuesta inductora, como se lee en el libro, de una campaña de desprestigio contra usted? Rencor no, porque en su pecado ha llevado la penitencia. Tuvo que irse de la política de un modo poco digno cuando se descubrió que entre ella, su marido y el comisario Villarejo, que grababa las conversaciones, trataban de entorpecer la labor de la justicia. Es un modo malo de salir política, pero quizá es el que se buscó.¿Cuánto daño hizo al PSOE la reforma del artículo 135 de la Constitución? Nunca me he preguntado el daño que nos hizo, siempre he valorado el beneficio que supuso para España. De no haberse modificado, creo que habríamos sido intervenidos por la Unión Europea. Y los países intervenidos lo han pagado muy caro, sobre todo las clases populares.¿Sigue pensando tras la sentencia de los ERE que Chaves es una persona decente? Sí, sin ninguna duda. Tengo además el convencimiento de que ni Chaves ni Griñán metieron jamás la mano en la caja, ni desviaron un euro a la financiación de campañas electorales, ni blanquearon capitales, ni se enriquecieron y ninguno tiene dinero en paraísos fiscales. Y esto es muy elocuente de su honorabilidad.Algo se haría mal... Yo creo que en el caso de Griñán, Chaves y Magdalena (Álvarez), el Tribunal Supremo, al margen de lo que ellos pudieran haber hecho mal, va a acreditar que los magistrados que han dictado sentencia también han hecho una mala sentencia.¿Tener competencias sobre el CNI hace que uno se sienta poderoso o da miedo? No me dio miedo ni poder, me dio información, básicamente, sobre ETA y sobre aspectos que afectaban a la seguridad del Estado. Fue una experiencia interesante, aprendí cosas que no sabía y me humanizaron. Nunca me interesó saber chismes o aspectos íntimos de las personas.En el libro se deslizan dos cosas sobre el rey Juan Carlos: que sabía algo más del 23-F y que pudo tener interés en el indulto a los condenados del Yak-42. En relación con el indulto no puedo decir nada más de lo que digo en el libro, porque no lo sé. Y respecto del 23-F, mi opinión es que el rey nos salvó del golpe de Estado, aunque he querido dejar constancia de lo que me contó el general Sabino Fernández Campo por la importancia que tiene lo que me dijo y por la que tuvo él siendo el acompañante del rey, minuto a minuto, durante aquella noche tan difícil.Sí queda claro que no quería abdicar. ¿Era necesario que lo hiciera? Creo que el rey no quería abdicar, al menos así me lo dijo en varias ocasiones, pero Corinna, Urdangarín y el elefante lo llevaron, probablemente, al convencimiento de que debía hacerlo. Yo en esa etapa ya no estaba en el Congreso y solo puedo hacer una apreciación genérica.¿Le convendría a España la gran coalición PSOE-PP? Si convendría o no es posterior a otra pregunta que yo me hago: ¿el Partido Popular la quiere o no la quiere? Si no la quiere, no tiene sentido pronunciarse sobre su conveniencia. El Partido Popular ha dicho reiteradas veces, pero de una manera contundente la noche del día 10 de noviembre cuando no llevábamos ni el 30% escrutado, que Sánchez debía irse a su casa. Y que, además, no se nos ocurriera pedirles apoyo para la investidura. Pues oiga, si no te dejan entrar a su casa, no vas a pedirles encima que te inviten a un vaso de agua, ¿no?¿Echa de menos a Mariano Rajoy en el PP? Tengo buena relación personal con Rajoy y creo que humanamente es una persona fiable, pero tampoco tengo mala impresión de Pablo Casado, aunque algunas cosas de las que ha hecho me han extrañado. No entendí la candidata a Cataluña (Cayetana Álvarez de Toledo), sobre todo porque tiene un carácter que parece ser poco favorable a hacer amigos. Tampoco entendí que el segundo en la lista de Madrid fuese un señor como Suárez Illana, con tan poco patrimonio electoral a sus espaldas. Casado me parece un buen orador y una persona inteligente.En el libro cita de soslayo a Rivera e Iglesias. Cómo han cambiado las cosas desde entonces... Con Rivera tenía escasa relación. Desde hace más de un año no tenemos ninguna. Lo recibí en el Congreso cuando no era diputado y a algunos compañeros no les agradó. Hay alguna rareza en su conducta que no acabo de entender, pero no me quita el sueño.¿Y con Pablo Iglesias? Evidentemente, discrepamos en lo ideológico, pero tenemos buena relación personal. Si me preguntas si he hablado con él hace poco te diré que ayer.Cuente algo que no haya escrito en el libro. Si yo hubiera querido que en 20minutos se publicase algo, te aseguro que lo habría puesto en el libro...Material tiene que tener. ¿Es todo manuscrito? Hay 17.000 folios y solamente hemos publicado 1.300, pero no hay un fraude de contenidos. He querido que lo más importante sea lo publicado; el resto lo cederé a un archivo histórico nacional. Escribía a mano, lo dictaba a un magnetófono y mi secretaria lo pasaba a ordenador.Ahora que ha terminado la trilogía, ¿qué hará? Soy abogado en ejercicio, un jubilado activo, y estoy encantado de poder constatar que después de la política hay vida y que la vida es más importante que la política. Reducirlo todo a la política es un error, aunque lo haya hecho en algún periodo de mi vida.


Sobre esta noticia

Autor:
20minutos.es (47983 noticias)
Fuente:
20minutos.es
Visitas:
5
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.